Natzukashii

Emmanuel Madrigal Ramírez

Nací, en el departamento de Caldas en el año 1966, en una finca cerca del pueblo de Salamina, donde crecí con todos mis hermanos. Con el paso de los años, recuerdo muy bien algunas de mis experiencias de la niñez con cariño, especialmente lo que viví en mi adolescencia, comparto mi historia con ustedes de la siguiente manera.

Recuerdo que, en mis tiempos de juventud en la década del 80, yo cogía las bestias de mi papá, las ensillaba y luego me montaba en una de ellas para ir a una cancha donde se encontraban amigos de la vereda. Jugaban fútbol, los sábados y los domingos, después de salir del trabajo.

Yo, me iba con otra amiga, ella en su bestia y yo en la mía y pasábamos a ver jugar a los muchachos en la cancha y luego nos íbamos para la inspección de la policía, donde también se encontraban algunos conocidos nuestros, los saludábamos y compartíamos un tiempo entre todos.

Una de las mejores cosas que podíamos hacer juntos, era ir a comer arepa con quesito y aguapanela a ese lugar al que frecuentábamos ir, allí tomábamos el algo, nos distraíamos conversando y el tiempo se aprovechaba muy bien. Al medio día, salíamos de la casa y bajábamos por la carretera, entretenidos viendo pasar los campesinos en sus bestias, se nos iba la tarde hablando y contando historias donde estuviéramos, la hora de regreso a la casa era entre las 8 y las 9 de la noche, aproximadamente.

Periodista.

 Emmanuel Madrigal Ramírez, segundo semestre de comunicación social. 

Edición 39